Cartas de Recomendación

FacebookTwitterLinkedInShare

Para ser efectiva, una carta de recomendación debe enfocarse en la capacidad intelectual del candidato, sus hábitos de trabajo, sus habilidades sociales y, sobre todo, en su preparación académica, dentro de un marco de referencia, esto es, otorgándole al candidato una calificación o “ranking” de acuerdo al criterio de quien escribe la carta.

Las cartas que se centran en los logros académicos permiten al lector juzgar por sí mismo las cualidades del candidato como estudiante; es importante que se citen los desafíos que el estudiante ha vencido, o bien aspectos sobresalientes de su historia académica.

Los componentes básicos de una carta de recomendación son:

1.- Las credenciales (méritos) de quien la escribe;

2.- Su conocimiento del candidato en un plano personal y profesional;

3.-.Que constituyan un testimonio de la capacidad intelectual del candidato, sus hábitos de trabajo y su nivel profesional, esto es, todo aquello que, a juicio de quien recomienda al candidato, lo hace estar preparado para realizar estudios de posgrado;

4.- La objetividad de quien recomienda, que se pone de manifiesto en particular cuando la persona que la escribe hace una evaluación de la contribución profesional que se espera del candidato en el futuro.

Es particularmente importante que la carta de recomendación evalúe al candidato dentro de un marco de referencia y le otorgue una calificación o “ranking”: hablar de las características particulares del candidato y la manera en que éstas lo hacen sobresalir.

Elija a las personas a quienes solicitará una carta de recomendación de acuerdo a tres criterios:

1.- ¿Lo conocen lo suficiente como para resultar convincentes?

2.- ¿Están dispuestos a señalar sus mayores cualidades?

3.-.¿Son lo suficientemente confiables como para escribir la carta y dársela en el tiempo estipulado?

Por último, tome en cuenta que las universidades en general prefieren las cartas de recomendación de su supervisor/jefe/profesor inmediato a las de alguien con mayor rango pero sin trato directo y por lo mismo con un menor conocimiento de usted.